camino a casa

corto el viento fugaz
mientras se solventa la tarde
como un tajo tenaz que surca
el calor sedoso de una mano porfiada.
sigo el filo, absorto.
de alguna manera la punta me resulta inherente.
la navaja ahoga el estruendo de una tarde al detal:
hoy he resuelto largarme en silencio
marchar cabizbajo al ritmo fatal de la inanición
cada huella en el suelo es olvido contrito
la rúbrica maldita de una amnesia en derrota.

2 pensamientos sobre “camino a casa”

  1. Tus poemas están cargados de un sentimiento bien tajante, pero me parece que las palabras que escoges limitan el intercambio de este sentimiento con el lector…Además limitan el ritmo…(ej: rúbrica, iniación, contrito etc)Yo lo leí en voz alta par de veces y se me cae el ritmo, o sea, el embelezamiento poético, cuando llego a estas palabras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *