Todas las entradas de Mara Pastor

Mara Pastor (San Juan, 1980). Poeta, fotógrafa aficionada, editora, estudiante, tallerista. Actualmente, realiza un doctorado con especialización en poesía caribeña y latinoamericana en la Universidad de Michigan, en donde forma parte de la junta editorial de la revista de estudiantes graduados Tiresias: Culture, Politics and Critical Theory. Ha publicado ensayos académicos y trabajos creativos en el Caribe Hispano, España, México, Argentina, Canadá y Estados Unidos. Forma parte de la antología Cuentos de oficio (Terranova 2004), editada por Mayra Santos-Febres. Ha publicado poemas, cuentos y ensayos para la sección "De trasmano" del semanario Claridad, y editó la revista La secta de los perros junto con Rafael Acevedo. Desde la publicación de Alabalacera (Terranova 2006), ha aparecido en revistas tales como Katatay (Argentina), Transverse (Cánada) y Letra en ruta (Princeton). Sus poemas han sido traducidos al catalán y al inglés. A finales de 2007, fue coordinadora del recital de poesía "Poetry is Busy", que convocó a un variado número de poetas residentes dentro y fuera de Puerto Rico, en un esfuerzo por crear diálogo sobre las distintas poéticas. Pueden visitar su página, Ohdiosas.

Bibliografía de los textos originales

  • Michelle Naka Pierce 

Beloved Integer, en Beloved Integer, Bootstrap Press/PUB LUSH, 2007. 

  • Li-Young Lee  

“Out of Hiding”, en Book of my Nights, BOA Editions Ltd, 2001. 

  • Sherman Alexie 

“Poverty of Mirrors“, ” What the Orphan Inherits “, en I Would Steal Horses, Slipstream Publications, 1992.

  • Caio Fernando Abreu

“Harriet”, en O ovo apunhalado, contos. Rio Grande do Sul: Globo, 1975; Rio de Janeiro: 2ª edição, Salamandra, 1984; São Paulo: 3ª edição, Siciliano, 1992.

  • Wallace Stevens

“Of Modern Poetry”, “The Idea of Order at Key West”, en The Palm at the End of the Mind, antología postuma preparada por su hija Holly Stevens, 1967.

  • William Carlos Williams

“XXIII”, en Kora in Hell: improvisations. Boston: The Four Seas Company, 1920.

  • Carol Anne Duffy

“Education for Leisure”, en Standing Female Nude, London: Anvil, 1985.

  • Philip Larkin

“High Windows”, en High Windows, Faber, 1974.

  • Jack Kerouac

“Bowery Blues”, en Book of Blues, Penguin, 1995.

  • Bob Dylan

Girl From The North Country, canción escrita por Bob Dylan, 1963, grabada por primera vez en 1963 como segundo sencillo del segundo álbum de Dylan The Freewheelin’ Bob Dylan.

  • Ricardo Sternberg

“Quark”, en Bamboo Church,  Montreal: McGill-Queen’s University Press, 2003.  “Map of Dreams”, en Map of Dreams, Montreal: Vehicule,1996.

ÍNDICE

Li-Young Lee

Traduce del inglés Samuel L. Medina

Sherman Alexie

Traduce del inglés Sergio C. Gutiérrez-Negrón

Caio Fernando Abreu

Traduce del portugués Adriana Santiago

Wallace Stevens

Traduce del inglés Néstor Barreto

William Carlos Williams

Traduce del inglés Urayoán Noel

Carol Anne Duffy

Traduce del inglés Miguel Marqués

Philip Larkin

Traduce del inglés Miguel Marqués

Traduce del inglés Marcelo Cohen

Jack Kerouac

Traduce del inglés Margarita Pintado

Bob Dylan

Traduce del inglés Margarita Pintado

Ricardo Sternberg

Traduce del inglés Néstor E. Rodríguez

Michelle Naka Pierce

Traduce del inglés Sirama Bajo

Leyenda Transversa


[puerta]

presionar enlaces 

           

tuerca

Traducción que se integra a una maquinaria mayor en el tiempo, que (des)enrosca artefactos. 

 

bisagra

Traducción que hace las veces de herraje entre dos traducciones, que aúna lenguaje y forma. 

 

picaporte

Traducción cerradura que hace posible la lectura de poéticas ignotas en castellano.

 

quicio

Traducción que moviliza y gira el rumbo del lenguaje calcado.

 

dintel

Traducción que se eleva por la combinación de los riesgos que la soportan.

 

umbral

Traducción que equivale a una primera entrada, un origen, un primer paso. 

 

mirilla

Traducción que como abertura en la pared metafórica que separa las lenguas permite ver quién llama a la puerta del lenguaje y evaluar la invitación.

 

aldaba

Traducción que permite llamar a la puerta y pedir azúcar para el café. 

A fuerza de nombrE

Los buenos poemas se merecen no uno sino muchos traductores. La pregunta es entonces qué salvar, por qué los acentos, por qué no la musicalidad, por qué no en unas traducciones el contenido, en otras la musicalidad, en otras la forma. A veces sólo nos queda negar lo absoluto. Qué se pierde en la traducción como en la memoria como en la pizarra mágica como en el nombrE. Traducir “¿Qué se llama cuanto heriza nos?” dice Vallejo en Trilce. Lo intraducible por qué o para qué. Adónde vamos cuando pensamos más allá del lenguaje que nombra. Cuantos años pasarán para que alguien traslade La casa de la forma de José Ché Meléndez, sus “no ai qés”. El nombrE que no comienza con mayúscula que termina con mayúscula: ¿tranversacción del lenguaje? Necesitamos otro que redima, otro que llene las palabras que de tanto nombrarlas han desaparecido: lo intraducible de un nombre propio que significa. Nada nada no es nothing swims. “¿qué se llama cuanto heriza nos?”

Así pues esta edición de Transversa se escucha como un coro, quizás de nombres propios que enuncian para significar. En el cuento de Borges,  “Funes el memorioso,” el personaje principal no entiende por qué un perro se sigue llamando perro cuando está de lado, cuando lo miras desde la diagonal, cuando ladra. En la novela “A long way down”, de Nick Hornby, un hombre decide no decirle su nombre a una chica, porque el nombre no atrapa su multiplicidad. Ella decide llamarle “dog” porque él tiene un perro. Cuando él deja al perro en la casa, ella le llama “no dog”, y así sucesivamente. ¿Quién diagonal? ¿Cómo llama nos?

Ranciere afirma que “la ética hoy en día se invoca un poco para todo”. “Se piensa en la ética como una instancia general de normatividad, a la luz de la cual se juzgaría la validez de prácticas y de discursos de diferentes esferas de acción”. Por esto el viraje ético de la estética y la política nos habla de prácticas de lenguaje sacrificadas por las “éticas de traducción”, que no son más que las mismas que las de la individualidad consensuada. Si la política es el encuentro con el otro, y el amor así una forma de política, la traducción es un modo de amor y de política, no de ética. Levinas dice que quizás los nombres de personas cuyos discursos significan un rostro -un nombre propio- pueden resistir en el medio de todos estos nombres comunes, de lugares comunes la disolución de los significados y ayudarnos a enunciar, como atravesamos ciertas puertas.

¿Qué nos dicen los traductores? Cuando Adriana Santiago tradujo a Caio Fernando, lloró; “La ternura de un texto escrito y puntuado con los pies es conmovedora. Para traducirlo, es necesario también hacerlo con los pies, aunque te tienten las manos”. Néstor Barreto denominó el proceso de traducción de los poemas de Wallace Stevens como “trance-elación”. Sirama Bajo dijo que “el proceso de traducir el trabajo [de Michelle Naka Pierce] fue fabuloso. Como siempre, tuve que valerme de todos los recursos disponibles.  Varios diccionarios: Webster, RAE, University of Chicago, Vox.  Sitios de discusiones sobre el lenguaje en Internet y hasta profesores de francés, sin mencionar mi propio bilingüismo y mi imaginación poética.  Al fin de las piezas que escogí para traducir, me bastaron tres.  Estas tomaron otro recorte y aquí está la ultima: mí bebé, la pagina 48.  Pierce es una poeta contemporánea nacida en el Japón, quien escribe en inglés y cuya influencia se sitúa en un terreno arado por la critica literaria y el trabajo experimental.  La traducción es un intento en demostrar lo abrupto de un idioma que veo como pragmático y académico, y también las relaciones entre palabras, la alteración de la gramática y sintaxis para dar a luz al significado, al juego del lenguaje”. Para Sirama, “la traducción, como el original, es experimental y no pretende ser rama de lo que escribió Michelle Naka Pierce, si no que rizoma”. Margarita Pintado se vuelve libertina como Kerouac y Bob Dylan.

El poeta polaco Zbigniew Herbert dijo en una entrevista, “Creo que los grandes poetas tienen una enorme necesidad de hablar, pero no necesariamente de que se les dé crédito. Ellos se acercan a la objetividad con el anonimato”. Enséñanos tu nombre sólo un poquito, enséñanos el nombrE.

Se dice que Milan Kundera anda muy estresado el pobre con lo de los traductores. No te preocupes Kundera, que ningún mal traductor te tragará, que no dejarás de ser en la lengua de nadie. Tus mejores traducciones son las que no se parecen a ti.

Las editoras de esta edición Transversa agradecen a los traductores que colaboraron y felicitan a aquellos cuyos poemas incluimos en la edición. Los registros y las voces de estas traducciones esperan aunarse en otras, ser aldaba, bisagra, dintel, mirilla, picaporte, quicio, tuerca, umbral. Esperamos también que la traducción continúe y así los espacios para discutir el arte y para disfrutarlo.

Editoras Transversas

Transversa desde el 1ero de enero

La traducción es un concepto vivo que se reinventa: desplazamos, trasladamos, creamos y destruimos al traducir. Traducir es mirar a través del lenguaje. Hablar es traducir, contar un sueño también, las metáforas son traducciones sin rastro, colonizadoras; las símiles, traducciones que lo anuncian, que salvaguardan la imposibilidad del lenguaje. Algunos traducen para olvidar, otros para recordar. Algunos traducen a su lengua, otros a la de otros. Habrá quiénes consideran que traducir es arruinar y quienes aseguran que florecen monumentos. Hay quienes nunca leen traducciones, hay quienes se obsesionan con leerlas. Hay quienes se traducen a sí mismos, y quienes traducen un idioma que aún se les resiste, para entenderse. Hay traducciones milenarias, paradigmas incuestionables de los que sólo sabemos por las traducciones. Hay idiomas que nunca han sido traducidos, y hay mitos desplegados en todos los idiomas, cansados, hechos piñata o visera.

Esta edición TRANSVERSA estará dedicada a la traducción poética. Sólo se aceptan poemas traducidos al español. El documento en formato Word debe incluir: copia del poema original (preferible), nombres del autor y traductor/es y bibliografía del poema traducido. Se aceptará un máximo de tres poemas por propuesta y se estimarán propuestas de traducción originales y/o experimentales. Si el traductor lo desea, puede enviar un párrafo breve sobre la poética o el proceso. La mesa editora decidirá qué traducciones y textos serán publicados. Los poemas estarán en la página de www.derivas.net a partir del 1ero de enero.

Pueden enviar sus poemas a edicion.transversa@gmail.com.

Transversemos.

Sobre las editoras:

Tienen en común que se traducen en su cotidianidad.

Mybel Andino, traductora puertorriqueña radicada en Rennes, Francia, es profesora de traducción en la Universidad de Rennes 2 Haute Bretagne. Fue directora y correctora del proyecto de traducción del n°168 de la revista literaria Cultures Sud dedicado a la literatura caribeña. Actualmente, traduce al francés el poemario “El origen de los párpados” de Mara Pastor (2008). Guadalupe Arenillas vivió en la Patagonia hasta los diecisiete años. Traduce poetas norteamericanos y ha traducido a Delmore Schwartz, Charles Simic, John Berryman y John Ashbery. Actualmente escribe su tesis doctoral en la Universidad de Notre Dame sobre territorios y memorias en la literatura latinoamericana de la post-dictadura. María Robles creció en el País Vasco marcada por el multilingüismo y habla español, francés e inglés. Está interesada en la traducción poética entendida como ejercicio poético y diálogo intercultural. Trabaja en la Universidad de Michigan como instructora de español. Mara Pastor nació en Puerto Rico y es escritora, estudiante doctoral e instructora de español en la Universidad de Michigan. Últimamente traduce poemas de poetas de Europa del Este traducidos al inglés. También ha traducido poemas de Anne Carson, Charles Bukowski y Landis Everson.